Lunes a Viernes  9:00 – 20:30

Queremos que te recuperes lo antes posible

La fisioterapia es una disciplina que se ocupa de la prevención, evaluación y tratamiento de lesiones y enfermedades del sistema musculoesquelético. A través de una amplia gama de técnicas, la fisioterapia ayuda a las personas a recuperar su función y movilidad, y a mejorar su calidad de vida.

En esta sección de nuestra web, vamos a detallarte las dolencias más comunes que tratamos. Hay muchas más, pero estas son las más representativas. Explicamos qué son, causas, síntomas, tratamientos y prevención.

 

¿Por qué es importante conocer las patologías?

 

Conocer las patologías es importante por varias razones:

  • Para poder prevenirlas: En muchos casos, es posible prevenir las lesiones y enfermedades conociendo sus causas y factores de riesgo. 
  • Para poder identificarlas: Si conoces los síntomas de una determinada patología, podrás identificarla y buscar ayuda profesional lo antes posible.
  • Para poder comprender el tratamiento: Una vez que sabes qué es una patología, puedes comprender mejor el tratamiento que te recomiendan los profesionales de la salud.
fisioterapia vallecas

Patología de Columna

Cervicalgia

¿QUÉ SON LAS CERVICALGIAS?

 

La cervicalgia es el dolor que afecta a la nuca y las vértebras cervicales. Puede ser de origen muscular, articular, nervioso o vascular. Es una de las dolencias más comunes de la espalda, afectando a un 80% de la población en algún momento de su vida.

 

CAUSAS

 

Las causas de las cervicalgias pueden ser muy variadas. Las más comunes son:

  • Sobrecarga muscular: Es la causa más frecuente. Se produce por un uso excesivo o inadecuado de los músculos del cuello, como por ejemplo, al pasar mucho tiempo sentado delante del ordenador, al conducir durante largos periodos de tiempo o al realizar trabajos que requieran movimientos repetitivos de la cabeza.
  • Lesiones articulares: Pueden ser causadas por un accidente, una mala postura o un esfuerzo brusco.
  • Hernia discal: Es una protrusión o rotura del disco intervertebral. El disco intervertebral es un amortiguador que se encuentra entre las vértebras. Cuando se hernia, puede presionar los nervios que salen de la médula espinal, provocando dolor y otros síntomas como hormigueo, debilidad muscular o pérdida de sensibilidad.
  • Artritis: Es una inflamación de las articulaciones. La artritis cervical puede causar dolor, rigidez y limitación de los movimientos.
  • Otras causas menos frecuentes de las cervicalgias son las infecciones, los tumores, los trastornos metabólicos y las enfermedades neurológicas.

SÍNTOMAS

 

Los síntomas de las cervicalgias pueden variar en función de la causa que las origine. Los más comunes son:

  • Dolor en la zona del cuello: Es el síntoma más característico. El dolor puede ser agudo, punzante o sordo.
  • Dificultad para mover el cuello: El cuello puede estar rígido o con limitado movimiento.
  • Cefaleas: Las cefaleas son dolores de cabeza que pueden estar causados por la cervicalgia.
  • Mareos: Los mareos pueden estar causados por la compresión de los nervios que salen de la médula espinal.
  • Hormigueo, debilidad muscular o pérdida de sensibilidad en los brazos: Estos síntomas pueden ser causados por la compresión de los nervios que salen de la médula espinal.

  

tratamiento cervicalgia

TRATAMIENTOS

 

El tratamiento de las cervicalgias depende de la causa que las origine. En general, el tratamiento suele incluir:

  • Reposo: El reposo es importante para aliviar el dolor y la inflamación.
  • Medicamentos: Los medicamentos pueden ayudar a aliviar el dolor y la inflamación. Los más utilizados son los analgésicos, los antiinflamatorios y los relajantes musculares.
  • Fisioterapia: La fisioterapia es una terapia muy eficaz para tratar las cervicalgias. Ayudamos a aliviar el dolor, mejorar la movilidad y fortalecer los músculos del cuello.
  • Cirugía: solo está indicada en casos graves de cervicalgia que no responden al tratamiento conservador.

 

PREVENCIÓN

 

Para prevenir las cervicalgias, es importante seguir estos consejos:

  • Mantener una buena postura: La postura es muy importante para evitar la sobrecarga de los músculos del cuello. Es importante mantener la espalda recta y la cabeza erguida.
  • Realizar ejercicio físico de forma regular: El ejercicio físico ayuda a fortalecer los músculos del cuello y a mejorar la postura.
  • Evitar los movimientos repetitivos: Los movimientos repetitivos pueden sobrecargar los músculos del cuello. Es importante realizar pausas frecuentes cuando se realizan trabajos que requieran movimientos repetitivos.
  • Usar correctamente el ordenador: Al utilizar el ordenador, es importante mantener la pantalla a la altura de los ojos y la espalda recta.

Si padeces cervicalgia, es importante que acudas a tu fisioterapeuta para que te diagnostique la causa de la dolencia y te indique el tratamiento más adecuado.

Lumbalgia

La lumbalgia es un problema común que afecta a personas de todas las edades y puede ser debilitante si no se trata adecuadamente. Esta condición se manifiesta como un dolor en la zona baja de la espalda, también conocida como región lumbar, y puede limitar la movilidad y la calidad de vida de quienes la padecen.

 

¿QUÉ ES LA LUMBALGIA?

 

La lumbalgia se refiere al dolor o malestar en la parte baja de la espalda, específicamente en la región lumbar. Puede ser aguda, si dura menos de seis semanas, o crónica, si persiste durante más tiempo. Esta afección puede originarse debido a diversas causas y afectar a personas de diferentes grupos de edad y estilos de vida.

 

CAUSAS

 

Las causas de la lumbalgia pueden variar, desde lesiones musculares o de ligamentos hasta problemas más complejos, como hernias de disco, espondilolistesis (desplazamiento de una vértebra sobre otra) o incluso factores de riesgo como la obesidad, el sedentarismo o actividades laborales que implican cargar objetos pesados o movimientos repetitivos.

 

SÍNTOMAS

 

Los síntomas de la lumbalgia pueden ser diversos:

  • Dolor punzante o sordo en la zona lumbar.
  • Rigidez muscular en la espalda.
  • Dificultad para moverse o adoptar ciertas posturas.
  • Sensación de ardor o hormigueo en piernas o pies.
  • Disminución de la fuerza en las piernas.
causas lumbalgia

TRATAMIENTOS

 

El tratamiento de la lumbalgia depende de la causa subyacente y la gravedad de los síntomas. En muchos casos, se inicia con métodos conservadores como el reposo relativo, la aplicación de calor o frío, ejercicios de estiramiento y fortalecimiento muscular, así como fisioterapia para mejorar la movilidad y reducir el dolor. Además, pueden recetarse analgésicos o antiinflamatorios para aliviar el malestar.

 

En casos más graves o persistentes, pueden requerirse tratamientos más avanzados, como inyecciones epidurales para reducir la inflamación o incluso cirugía en situaciones extremas cuando otras opciones no han sido efectivas para aliviar el dolor.

 

 

PREVENCIÓN

 

La prevención de la lumbalgia implica adoptar hábitos y prácticas que promuevan una espalda sana. Esto incluye mantener una postura adecuada al sentarse y al levantar objetos, realizar ejercicio regularmente para fortalecer los músculos de la espalda y el abdomen, mantener un peso saludable y evitar el sedentarismo. Puedes pedir cita con nosotros para solucionar tus dolores de espalda.

Protusiones

Una protrusión discal es una condición en la que el disco intervertebral, que es una estructura situada entre las vértebras de la columna vertebral, se desplaza hacia fuera. El disco intervertebral es un amortiguador que ayuda a absorber los impactos y a proteger la columna vertebral. Cuando se produce una protrusión discal, el disco puede presionar los nervios que salen de la médula espinal, provocando dolor y otros síntomas.

 

¿QUÉ SON LAS PROTUSIONES?

Las protrusiones se pueden clasificar en dos tipos:

  • Protusión discal sin hernia: En este caso, el disco intervertebral se desplaza hacia fuera, pero no se rompe.
  • Protusión discal con hernia: En este caso, el disco intervertebral se desplaza hacia fuera y se rompe, provocando la salida de parte del material del disco.

CAUSAS

Las causas de las protrusiones pueden ser muy variadas. Las más comunes son:

  • Sobrecarga muscular: Es la causa más frecuente. Se produce por un uso excesivo o inadecuado de los músculos de la espalda, como por ejemplo, al pasar mucho tiempo sentado delante del ordenador, al conducir durante largos periodos de tiempo o al realizar trabajos que requieran movimientos repetitivos de la espalda.
  • Lesiones articulares: Pueden ser causadas por un accidente, una mala postura o un esfuerzo brusco.
  • Envejecimiento: El envejecimiento puede provocar la degeneración de los discos intervertebrales, lo que aumenta el riesgo de protrusiones.
  • Otras causas: Otras causas menos frecuentes de las protrusiones son las infecciones, los tumores, los trastornos metabólicos y las enfermedades neurológicas.

SÍNTOMAS

Los síntomas de las protrusiones pueden variar en función de la causa que las origine y del lugar donde se produzca la protrusión. Los más comunes son:

  • Dolor: El dolor es el síntoma más característico de las protrusiones. El dolor puede ser agudo, punzante o sordo.
  • Rigidez: La espalda puede estar rígida o con limitado movimiento.
  • Limitación de los movimientos: Puede ser difícil realizar movimientos como agacharse, levantarse o girarse.
  • Radiación del dolor: El dolor puede irradiarse a otras partes del cuerpo, como las piernas o los brazos.
protusión discal

TRATAMIENTOS

El tratamiento de las protrusiones depende de la gravedad de los síntomas y de la causa que las origine. En general, el tratamiento suele incluir:

  • Reposo: El reposo es importante para aliviar el dolor y la inflamación.
  • Medicamentos: Los medicamentos pueden ayudar a aliviar el dolor y la inflamación. Los más utilizados son los analgésicos, los antiinflamatorios y los relajantes musculares.
  • Fisioterapia: La fisioterapia es una terapia muy eficaz para tratar las protrusiones. Los fisioterapeutas pueden ayudar a aliviar el dolor, mejorar la movilidad y fortalecer los músculos de la espalda.
  • Cirugía: La cirugía solo está indicada en casos graves de protrusiones que no responden al tratamiento conservador.

 

PREVENCIÓN

 

Es importante seguir estos consejos:

  • Mantener una buena postura: La postura es muy importante para evitar la sobrecarga de los músculos de la espalda. Es importante mantener la espalda recta y la cabeza erguida.
  • Realizar ejercicio físico de forma regular: El ejercicio físico ayuda a fortalecer los músculos de la espalda y a mejorar la postura.
  • Evitar los movimientos repetitivos: Los movimientos repetitivos pueden sobrecargar los músculos de la espalda. Es importante realizar pausas frecuentes cuando se realizan trabajos que requieran movimientos repetitivos.
  • Usar correctamente el ordenador y móvil: Al utilizar el ordenador o móvil, es importante mantener la pantalla a la altura de los ojos y la espalda recta.

 

Hernia Discal

¿QUÉ ES UNA HERNIA DISCAL?

 

La hernia discal se origina cuando una porción del núcleo del disco intervertebral se desplaza fuera del anillo que lo rodea, presionando los nervios espinales y causando dolor. Este problema puede ocurrir en cualquier parte de la columna, aunque es más común en la zona lumbar y cervical.

 

CAUSAS Y SÍNTOMAS

 

Las hernias discales pueden originarse por lesiones o tensiones en la espalda, pero también debido al deterioro natural de los discos con la edad. Los síntomas varían según la posición y el tamaño de la hernia. Pueden incluir dolor lumbar, ciática (dolor que irradia desde el glúteo hasta la pierna), entumecimiento, debilidad o dolor en el cuello, entre otros.

Hernia discal

TRATAMIENTO

 

El tratamiento inicial suele ser conservador y no quirúrgico. Se recomienda mantener actividad física adecuada, medicamentos antiinflamatorios y, en ocasiones, inyecciones epidurales de esteroides para aliviar el dolor. La fisioterapia desempeña un papel crucial en la recuperación.

 

En Erre Fisioterapia, se realiza una evaluación exhaustiva para diseñar un plan de tratamiento personalizado. Este puede incluir:

 

  • Técnicas para el alivio del dolor.
  • Terapia manual para restaurar el movimiento normal de la columna
  • Fortalecimiento de los músculos centrales y de las caderas
  • Movilidad neural y estiramientos
  • Reeducación postural y consejos ergonómicos
  • Modificación de actividad y ejercicios dirigidos

Cada programa de fisioterapia se adapta a las necesidades individuales del paciente, buscando restablecer el movimiento y controlar los síntomas. Es esencial contar con una evaluación completa realizada por un fisioterapeuta experimentado para determinar el enfoque más efectivo. Pide tu cita aquí.

Patología de Rodilla

Tendinitis del tendón rotuliano

La tendinitis rotuliana es una lesión común en la rodilla, afectando a ciclistas, runners, y atletas. Conocida como la «rodilla del saltador», puede surgir por actividades que implican esfuerzo en las rodillas, ya sea deportiva o laboral.

 

¿QUÉ ES LA TENDINITIS ROTULIANA?

  • Lesión en el tendón rotuliano, conectando la tibia con la rótula.
  • Esencial para acciones cotidianas como caminar, correr, y saltar.

SÍNTOMAS:

  • Dolor punzante debajo de la rótula al flexionar o aplicar fuerza.
  • Evoluciona desde el inicio de la actividad física hasta dolores en reposo.

CAUSAS:

  • Microtraumatismos por correr, saltar o pedalear en exceso.
  • Factores congénitos, desviación de la rótula, desequilibrios musculares.
tendinitis

TRATAMIENTO:

 

  1. Evaluación de Gravedad:
    • Variedad de tratamientos según la lesión (del 1 al 5, leve a tendinopatía).
  2. Ejercicios Específicos:
    • Fortalecimiento y estiramiento bajo supervisión profesional.
    • Diagnóstico con resonancias magnéticas o ecografías.
  3. Opciones de Tratamiento:
    • Frío, hielo, vendaje y ejercicios para casos leves.
    • Electroterapia, kinesiotape, fisioterapia invasiva para gravedad media.
    • Medicamentos antiinflamatorios o corticoides según necesidad.
    • Cirugía raramente requerida.
  4. Recuperación:
    • Sin tiempo fijo, puede variar de semanas a meses.
    • Importancia de medidas adecuadas para evitar la cronicidad.

Electrólisis Percutánea Intratisular (EPI):

  • Fisioterapia invasiva para acelerar la regeneración del tejido.
  • Combinada con Neuromodulación Percutánea Ecoguiada para mitigar el dolor.
  • Realizada en 4 sesiones, sin necesidad de reposo total.

PREVENCIÓN:

 

  • Evitar deporte con dolor.
  • Calentamiento y estiramientos adecuados.
  • Mejorar técnicas deportivas y tonificar músculos.
  • Uso de calzado apropiado.
  • Estudio biomecánico para adaptar la marcha y técnica de carrera.

Condropatía Rotuliana

¿QUÉ ES?

La condropatía rotuliana, síndrome femoro-patelar o condromalacia rotuliana es la alteracion del cartílago de la rótula bien por causas traumáticas, biomecánicas, infecciosas, degenerativas, etc.

 

SÍNTOMAS:

 

  • Dolor punzante en la zona anterior alrededor de la rótula.
  • Dolor al cargar, subir/bajar escaleras, o agacharse.
  • Sensación de rodilla que falla y crepitaciones.

CAUSAS:

 

  • Traumáticas:
    • Golpes en la rótula, ejercicios de cuádriceps mal realizados.
    • Descompensaciones biomecánicas al comenzar nuevas actividades.
  • Biomecánicas:
    • Insuficiencias musculares, desplazamiento lateral de la rótula.
    • Desbalances en la cadena funcional: tobillo, rodilla, cadera.
  • Infecciosas – Reumáticas – Metabólicas:
    • Procesos artríticos, infecciones articulares, inflamaciones metabólicas.
    • Diabetes, osteocondritis disecans, cambios bruscos de peso.
  • Degenerativas:
    • Proceso lento y progresivo, afecta a personas sedentarias o con posturas agresivas.
condropatía rotuliana

DIAGNOSTICO:

 

Anamnesis, exploración y pruebas adicionales como radiografías y resonancias.

 

TRATAMIENTO:

 

  1. Eliminar la causa.
  2. Corregir defectos biomecánicos.
  3. Modificar hábitos alimenticios y metabólicos.
  4. Tratamiento quirúrgico para lesiones graves (grado IV).
  5. Infiltraciones con ácido hialurónico, células madre o factores de crecimiento (grado III-IV).
  6. Mejorar carga sobre el cartílago con soportes rotulianos, tapings y ejercicios.
  7. Estímulos sinoviales y activación de la circulación con ejercicio físico suave.
  8. Técnicas de masaje, movilizaciones articulares, compresiones, isométricos, cargas progresivas.
  9. Buena hidratación y nutrición adecuada.

 

RECUPERACIÓN:

 

  • 6-8 semanas para causas traumáticas agudas.
  • 3-4 meses en procesos degenerativos.

Cada programa de fisioterapia se adapta a las necesidades individuales del paciente, buscando restablecer el movimiento y controlar los síntomas. Es esencial contar con una evaluación completa realizada por un fisioterapeuta experimentado para determinar el enfoque más efectivo. Pide tu cita aquí.

Quiste de Baker

¿QUÉ ES EL QUISTE DE BAKER?

 

  • Quiste relleno de líquido en el hueco poplíteo de la rodilla.
  • Acumulación de líquido sinovial que causa inflamación.

CAUSAS

 

  • Exceso de líquido sinovial relacionado con desgaste del cartílago, rotura del menisco o ligamentos.
  • Relacionado con enfermedades degenerativas como artrosis o artritis reumatoide.

SÍNTOMAS

 

  • Inflamación en la parte posterior de la rodilla.
  • Dolor agudo e inmovilidad en la articulación afectada.

DIAGNÓSTICO

 

  • Palpación y observación de la zona por un traumatólogo.
  • Pruebas diagnósticas como ecografías, radiografías o resonancias magnéticas.
quiste de baker

TRATAMIENTO

 

  • Aplicación de hielo y tratamiento antiinflamatorio.
  • Reposo y, en algunos casos, inmovilización de la zona.
  • Drenaje del líquido mediante «aspiración con aguja».
  • Infiltración con corticoides para reducir la inflamación.
  • En casos severos, se puede optar por una operación de rodilla.

FISIOTERAPIA PARA QUISTE DE BAKER

 

  • Tratamiento rehabilitador con ejercicios dirigidos por fisioterapeuta.
  • Fortalecimiento muscular y recuperación progresiva de la movilidad.
  • Alivio del dolor y reeducación postural para prevenir recaídas.

RECOMENDACIONES

 

  • Calzado adecuado: ancho, sin tacón y con suela gruesa.
  • Tratamiento adecuado de patologías de rodilla para prevenir lesiones.
  • Calentamiento previo y estiramiento después de la actividad deportiva.

Meniscopatías

 ¿QUÉ ES?

 

  • Lesión en uno de los meniscos de la rodilla.
  • Puede estar acompañada de dolor.

MENISCOS

 

  • Estructuras cartilaginosas entre el fémur y la tibia.
  • Interno en forma de C, más propenso a lesiones que el externo en forma de O.
  • Funciones: aumentar congruencia, proporcionar estabilidad y distribuir cargas.

MECANISMO DE LESIÓN

 

  • Roturas traumáticas por giros con el pie fijo.
  • Roturas degenerativas por desgaste del menisco.

FACTORES DE RIESGO:

 

  • Mayor probabilidad en hombres.
  • Obesidad/sobrepeso influyen negativamente.
  • Actividades laborales que implican rodillas o cargas pesadas.
  • Mayor riesgo en pacientes con osteoartritis o artrosis.

SÍNTOMAS

 

  • Dolor difuso.
  • Derrame articular.
  • Imposibilidad de cuclillas.
  • Bloqueos articulares.
  • Imposibilidad de extender completamente la rodilla.
meniscopatia

DIAGNÓSTICO

  • Realizado por fisioterapeuta o traumatólogo.
  • Entrevista clínica, exploración física, resonancia magnética o artroscopia diagnóstica.

TRATAMIENTO

 

  • Conservador: inicialmente de reposo, hielo y elevación a ratos para controlar la inflamación y la utilización de muletas para no poner carga sobre el menisco. En la segunda fase se realiza trabajo de fisioterapia y ejercicio físico muscular y propioceptivo que va de menos a más intensidad y de menos a más carga.
  • Quirúrgico: Meniscectomía parcial o sutura meniscal.

– Meniscectomía parcial:

  • Retiro del trozo lesionado.
  • Rápida recuperación, 4-8 semanas.
  • Empleado en deportistas.

– Sutura Meniscal:

  • Conserva todo el menisco suturando los fragmentos.
  • Menor riesgo de artrosis.
  • Recuperación más prolongada, 5-6 meses.
  • Empleado en roturas inestables o en jóvenes deportistas

Cada programa de fisioterapia se adapta a las necesidades individuales del paciente, buscando restablecer el movimiento y controlar los síntomas. Es esencial contar con una evaluación completa realizada por un fisioterapeuta experimentado para determinar el enfoque más efectivo. Pide tu cita aquí.

Patología de Tobillo

Esguince

¿Te has torcido el tobillo y sientes dolor e inflamación?

 

Es probable que tengas un esguince, una de las lesiones más comunes del pie. En este artículo te explicamos todo lo que necesitas saber sobre esta lesión:

 

¿QUÉ ES UN ESGUINCE DE TOBILLO?

 

Es la lesión que se produce cuando se dobla, tuerce o gira el tobillo de forma brusca o extraña. Afecta principalmente a los ligamentos, que son los tejidos que mantienen unidos los huesos del tobillo.

 

SÍNTOMAS

 

  • Hinchazón y dolor en la zona lateral del tobillo.
  • Dolor al apoyar el pie.
  • Hematoma o moradura.
  • Limitación de movimiento del tobillo.
  • Chasquido en el momento de la torcedura.

¿Cómo se clasifica la gravedad?

 

  • Grado 1: Leve, con estiramiento de los ligamentos.
  • Grado 2: Moderado, con desgarro parcial de los ligamentos.
  • Grado 3: Grave, con rotura total de los ligamentos.
esguince de tobillo

CAUSAS

 

  • Movimientos bruscos del tobillo.
  • Superficies irregulares o resbaladizas.
  • Calzado inadecuado.
  • Inestabilidad previa del tobillo.
  • Supinación (apoyo excesivo en la zona externa del pie).

TRATAMIENTO

 

  • Fisioterapia: Movilidad, reducción de la inflamación, fortalecimiento, etc.
  • Plantillas personalizadas: Para aumentar la estabilidad del tobillo.
  • Inmovilización: En casos graves, con férulas.
  • Cirugía: En casos muy graves.
  • Vendajes compresivos y funcionales: En esguinces leves.

 

PREVENCIÓN

 

  • Calentamiento antes de hacer ejercicio.
  • Cuidado al caminar en superficies irregulares.
  • Uso de calzado adecuado para cada actividad.
  • Ejercicios de equilibrio para fortalecer el tobillo.
  • Evitar el sobreesfuerzo y conocer tus limitaciones.

Tendinopatía de Aquiles

¿Te duele el talón al caminar o correr?

 

Es posible que tengas tendinitis de Aquiles, una inflamación del tendón más fuerte del cuerpo humano. En este artículo te explicamos todo lo que necesitas saber sobre esta lesión:

 

¿QUÉ ES?

 

Es la inflamación del tendón de Aquiles, que conecta el tríceps sural con el talón. Se produce por un uso excesivo del tendón, calentamiento deficiente, entrenamiento inadecuado o causas biomecánicas.

 

CAUSAS

 

  • Sobrecarga por aumento de la actividad deportiva o mal entrenamiento.
  • Compensaciones por dolor en el arco plantar o pie cavo.
  • Saltos repetitivos (baloncesto).
  • Traumatismos directos.
  • Uso de tacones frecuentes.
  • Entrenamientos en pendiente.
  • Presión continua sobre el tendón (calzado rígido).
  • Pronación o desviaciones axiales del tobillo.
  • Artritis.
  • Espolón calcáneo.
  • Acortamiento del tríceps sural.

SÍNTOMAS

 

  • Dolor en el talón y a lo largo del tendón.
  • Rigidez e inflamación en la zona.
  • Dolor al palpar el tendón o al moverse.
  • Dificultad para colocarse de puntillas.

DIAGNÓSTICO

 

El diagnóstico se realiza mediante un examen físico y, en algunos casos, una resonancia magnética.

tendinopatía de aquiles

TRATAMIENTO

 

  • Reposo y elevación del pie.
  • Hielo 2-3 veces al día por 15-20 minutos.
  • Antiinflamatorios no esteroideos (AINES).
  • Fisioterapia: electroterapia, ultrasonido, masaje, movilización, estiramientos, fortalecimiento, propiocepción y ejercicios excéntricos.
  • Plasma enriquecido para reparar los tejidos.
  • Cirugía en casos graves.

PREVENCIÓN

 

  • Calentamiento adecuado antes del ejercicio.
  • Entrenamiento progresivo.
  • Uso de calzado adecuado.
  • Corrección de las causas biomecánicas.
  • Estiramientos del tríceps sural.
  • Evitar el sobreesfuerzo.

Tenosinovitis

Tenosinovitis del tibial posterior

 

¿Qué es el tendón tibial posterior?

 

El tendón tibial posterior ayuda a mantener el arco normal del pie. Se encuentra detrás de la zona interna del tobillo.

 

¿QUÉ ES?

 

Es la inflamación de la cubierta protectora que recubre el tendón tibial posterior. Puede ser causada por trastornos inflamatorios como la artritis reumatoide o la gota.

 

SÍNTOMAS

 

    • Dolor repentino en la parte interna del tobillo.
    • Hinchazón del tendón.
    • Suele presentarse con edema
    • Chasquidos
tenosinovitis del tobillo

DIAGNÓSTICO

El diagnóstico se basa en los síntomas y en la exploración física. A veces se realizan radiografías o resonancia magnética nuclear (RMN) para descartar otras causas de dolor o confirmar el diagnóstico.

TRATAMIENTO

    • Antiinflamatorios no esteroideos (AINE).
    • Reposo.
    • Fisioterapia y Osteopatía
    • Laserterapia
    • Epi
    • Neuromodulación
    • Vendaje si fuera necesario

PREVENCIÓN

  • Usar calzado adecuado que sujete bien el pie.
  • Realizar ejercicios de fortalecimiento del pie.
  • Evitar el sobreesfuerzo.

Cada programa de fisioterapia se adapta a las necesidades individuales del paciente, buscando restablecer el movimiento y controlar los síntomas. Es esencial contar con una evaluación completa realizada por un fisioterapeuta experimentado para determinar el enfoque más efectivo. Pide tu cita aquí.

Patología de Pie

Neuroma de Morton

 

¿Sientes dolor punzante o ardor en la planta del pie? Es probable que tengas neuroma de Morton, una afección que afecta a los nervios del pie.

 

¿QUÉ ES?

 

Es una lesión que comprime e irrita un nervio interdigital del pie, generalmente entre el tercer y cuarto dedo. Se manifiesta como un dolor agudo, hormigueo o entumecimiento en la zona.

 

SÍNTOMAS

 

  • Dolor punzante o ardor en la planta del pie.
  • Sensación de «piedra en el zapato».
  • Entumecimiento y hormigueo en los dedos del pie.
  • Mayor sensibilidad al tacto.
  • Empeoramiento del dolor al caminar, correr o usar calzado inadecuado.

CAUSAS

 

  • Calzado inadecuado: Zapatos estrechos o de tacón alto comprimen los dedos y aumentan la presión en el nervio.
  • Deformidades del pie: Pie plano, pie cavo o dedos en garra aumentan el riesgo de desarrollar la afección.
  • Actividades de alto impacto: Correr o bailar pueden irritar el nervio interdigital.
  • Factores hereditarios: Predisposición a la compresión nerviosa.
  • Otras causas: Traumatismos, exceso de peso, embarazo.

TRATAMIENTO

 

  • Medidas conservadoras:
    • Uso de calzado adecuado con horma ancha y tacón bajo.
    • Plantillas personalizadas para distribuir la presión plantar.
    • Ejercicios de estiramiento y fortalecimiento del pie.
    • Antiinflamatorios no esteroideos (AINEs).
    • Infiltraciones de corticoides.
  • Cirugía: En casos graves donde fallan las medidas conservadoras.

PREVENCIÓN

 

  • Evita el calzado inadecuado.
  • Mantén un peso saludable.
  • Realiza ejercicios de fortalecimiento del pie.
  • Evita actividades de alto impacto de forma excesiva.
  • Consulta a un especialista si experimentas dolor persistente en el pie.

En  Erre Fisioterapia podemos ayudarte a aliviar el dolor y mejorar la función del pie con fisioterapia especializada. Contacta con nosotros para una evaluación y tratamiento personalizado.  Pide tu cita aquí.

Fascitis plantar

¿Sientes dolor en el talón o en el arco del pie al caminar o levantarte por la mañana? Es posible que tengas fascitis plantar, una inflamación de la fascia plantar, una banda de tejido que recorre la planta del pie.

¿QUÉ ES?

Es una afección común que causa dolor e incomodidad en la zona del talón y el arco plantar. Si no se trata, puede generar complicaciones como espolón calcáneo, alteraciones en la marcha y dolor en otras articulaciones.

SÍNTOMAS

  • Dolor en el talón o arco del pie.
  • Rigidez matutina al dar los primeros pasos.
  • Dolor al estar de pie o caminar por largos periodos.
  • Inflamación en la zona afectada.

CAUSAS

  • Tensión excesiva en la fascia plantar.
  • Movimientos repetitivos o uso de calzado inadecuado.
  • Edad entre 40 y 60 años.
  • Práctica de deportes de alto impacto.
  • Sobrepeso.

PREVENCIÓN

  • Usar calzado con buen soporte y amortiguación.
  • Mantener un peso saludable.
  • Moderar las actividades de alto impacto.
  • Realizar ejercicios de estiramiento y fortalecimiento del pie.
  • Evitar estar de pie por largos periodos.

DIAGNÓSTICO

  • Examen físico por un profesional médico.
  • Evaluación de síntomas y factores de riesgo.
  • Pruebas de imagen como radiografías o ecografías.

TRATAMIENTO

  • Enfoque conservador: Reposo, fisioterapia, calzado adecuado, plantillas ortopédicas.
  • Tratamientos avanzados: Ondas de choque extracorpóreas, inyección de corticosteroides.
  • Cirugía: Como último recurso en casos graves.

Contacta con nosotros para una evaluación y diagnóstico preciso.

Patología de Mano

Tenosinovitis de Quervain

¿QUÉ ES LA TENOSINOVITIS DE QUERVAIN?

 

 

Dolor en la base del pulgar

 

La tenosinovitis de Quervain es una inflamación de los tendones que controlan el movimiento del pulgar. Es la segunda tendinopatía más común en la mano y afecta principalmente a mujeres entre 30 y 50 años.

 

 

CAUSAS:

 

  • Sobreesfuerzo de la muñeca: Movimientos repetitivos o actividades que requieren fuerza en el pulgar.
  • Factores de riesgo: Embarazo, cuidado de niños, trabajos manuales, deportes de raqueta.

SÍNTOMAS:

 

  • Dolor en la base del pulgar: Empeora con el movimiento del pulgar o la muñeca.
  • Inflamación en la base del pulgar.
  • Debilidad en el pulgar.
  • Dolor al agarrar objetos, abrir puertas o girar el puño.
TENOSINOVITIS DE QUERVAIN

DIÁGNOSTICO:

 

 

  • Exploración física: Maniobra de Finkelstein.
  • Ecografía: Confirma el diagnóstico.

TRATAMIENTO:

 

 

  • Reducción de la inflamación:
    • Evitar movimientos repetitivos.
    • Hielo y antiinflamatorios tópicos.
    • Fisioterapia: Láser, EPI ecoguiada, neuromodulación, vacumterapia.
  • Ejercicios de estabilización de la muñeca y el antebrazo.
  • Muñequera rígida para dormir.

En casos severos, puede ser necesaria la cirugía.

 

 

PREVENCIÓN:

 

 

  • Evitar el sobreesfuerzo de la muñeca.
  • Realizar ejercicios de fortalecimiento y flexibilidad de la mano.
  • Utilizar una técnica adecuada en las actividades que requieren fuerza en el pulgar.

En  Erre Fisioterapia podemos ayudarte a aliviar el dolor y mejorar la función de la muñeca  con fisioterapia especializada. Contacta con nosotros para una evaluación y tratamiento personalizado.  Pide tu cita aquí.

Rizoartrosis

¿QUÉ ES LA RIZOARTROSIS?

 

La rizartrosis, también conocida como artrosis del primer dedo, es una enfermedad degenerativa que afecta al cartílago articular de la base del pulgar. Esta articulación, formada por el trapecio y el primer metacarpiano, nos permite realizar movimientos de pinza y agarre esenciales para las actividades cotidianas.

 

CAUSAS

 

  • Uso excesivo del pulgar: El uso del teléfono móvil, movimientos repetitivos en el trabajo o la práctica deportiva pueden desgastar el cartílago articular.
  • Lesiones previas: Esguinces o fisuras en la zona pueden aumentar el riesgo de desarrollar rizartrosis.
  • Predisposición genética: Algunos individuos tienen mayor predisposición a sufrir esta enfermedad.
  • Debilidad muscular: Un desequilibrio entre la musculatura flexora y extensora del pulgar puede afectar a la articulación.
RIZOARTROSIS

 

SÍNTOMAS

 

  • Dolor en la base del pulgar: Puede ser moderado o intenso, y empeorar al realizar actividades manuales o incluso en reposo.
  • Movilidad limitada: Dificultad para mover el pulgar con normalidad.
  • Dificultad para sujetar objetos: La pinza y la prensión se ven afectadas.
  • Rigidez e inflamación: En la base del pulgar.
  • Deformidad: En casos avanzados, la articulación puede deformarse.

 

TRATAMIENTO:

 

En Erre Fisioterapia te ofrecemos un tratamiento integral para la rizartrosis, incluyendo:

 

  • Terapia manual: Para relajar la musculatura flexora del pulgar y mejorar la movilidad.
  • Ejercicios de fortalecimiento: Para fortalecer la musculatura extensora del pulgar y estabilizar la articulación.

Esguince de Muñeca

¿QUÉ ES?

 

Un esguince de muñeca es una lesión en los ligamentos que mantienen unidos los huesos de la muñeca. Se produce cuando estos ligamentos se estiran o desgarran, generalmente por una caída, un golpe o un movimiento brusco.

 

SÍNTOMAS:

 

  • Inflamación
  • Dolor, especialmente al girar o tocar la muñeca
  • Hematoma
  • Pérdida de movilidad y fuerza
  • Inestabilidad

CAUSAS:

 

  • Caídas
  • Golpes
  • Movimientos bruscos
  • Malos gestos
  • Sobrecarga por movimientos repetitivos (deportes, trabajo)

DIAGNÓSTICO:

 

Exploración física por un médico o fisioterapeuta. En algunos casos, se puede realizar una radiografía o resonancia magnética.

ESGUINCE DE MUÑECA

TRATAMIENTO:

 

  • Grado I: Reposo, hielo, compresión y elevación (RICE). Muñequera. Analgésicos y antiinflamatorios.
  • Grado II: Inmovilización con férula o yeso durante 4-6 semanas. Fisioterapia.
  • Grado III: Cirugía en casos graves.

Tiempo de recuperación:

  • Grado I: 12-15 días
  • Grado II: 25-31 días
  • Grado III: 40-45 días

PREVENCIÓN:

 

  • Evitar caídas y golpes.
  • No forzar la articulación.
  • Usar muñequeras en actividades de riesgo.

CONSEJOS ADICIONALES:

 

  • Sigue las indicaciones del médico o fisioterapeuta.
  • Realiza los ejercicios de recuperación de forma regular.
  • No sobrecalientes la zona lesionada.
  • Protege la muñeca de nuevos golpes o lesiones.

RECUERDA:

 

Las manos son herramientas esenciales en nuestro día a día. Cuidarlas y prevenir lesiones es fundamental para mantener una buena calidad de vida.

 

Contáctanos

email
telefono

Erre Fisioterapia Vallecas — Tel. 667 894 321

horarios

Lunes a Viernes: 

9:00 – 20:30 horas